Vendiendo Piedras. Tu Primer Paso al Éxito.

Un amigo emprendedor de la web, en cierta ocasión escribió un artículo muy interesante de una tradición que existía en su pequeño pueblo natal de enviar a vender piedras a los niños que se orinaban en la cama.

Un castigo muy peculiar, ya que a cada niño que cometía la infracción de orinarse en la cama, tenía que cargar con un canasto lleno de piedras; las cuales tenía que intentar vender en su mismo pueblo. De esto retomo algo para mi.

Lo peculiar de la historia es que dos niños cometieron la infracción la misma noche por lo que ambos tuvieron que buscar su canasto y llenarlos de piedras para  intentar efectuar tan dura tarea.

Uno de ellos tomo las piedras mas grandes y se largó a efectuar su venta, mientras otro tomo piedras mas pequeñas, mas un par de tejas que complementarían su objetivo: Venderlas.

piedras

Cada quien visitó sus respectivos clientes, mas sin embargo el que solo llevaba piedras no logró hacer su respectiva venta.

El niño de las tejas, logró el objetivo, pues observó que su cliente tenía tejas quebradas y aunque el cliente se rehusó a comprar las piedras, el niño le ofreció las tejas  a un precio especial con la oferta de incluirle piedras para “espantar perros”

Con una rudimentaria técnica de ventas, el niño logró efectuar la venta, algo que diseñó y planeó anticipadamente desde el momento en que llenaba su canasto para cumplir con su castigo. La vida generalmente comienza con los negocios mas difíciles de efectuar, como la venta de piedras.

Y aunque no sean piedras en si, muchas veces los productos que ofrecemos son piedras para los demás y ahi estás tu específicamente para matizar las piedras en necesidades.

Pero si tu logras perfeccionar día a día tus métodos de hacer una venta de piedras de la mejor forma, estarás construyendo una sólida mentalidad “fundada en piedras” para poder vencer el miedo a vender y hacer cualquier  venta de todo aquello que te propongas por que te has mentalizado al 100% venderlas.

RokefellerRecuerda que John Rokefeller desde pequeño le gustaron los “bussiness” y se dedicó a vender  piedras, y te lo digo no en forma metafórica, no, realmente John Rokefeller comenzó a construir su imperio vendiendo piedras entre sus amigos, las cuales el adornaba y lograba efectuar ventas con las que logro amasar su primera fortuna de $ 50.00

Cincuenta dólares que en aquella época, eran un verdadero capital, que logró únicamente por la pasión y entereza de vender piedras, y como te lo menciono anteriormente, tus ventas de “piedras” deben ir marcando las bases para un futuro exitoso.

Vende, lucha, prepárate para efectuar ventas, pues las ventas son una de las herramientas necesarias para comenzar a crear tu riqueza.  Te recuerdo que este dinero que logró reunir Rokefeller, comenzó a invertirlo en préstamos que con mucho esfuerzo, trabajo y olfato en los negocios, pudo construir su basto imperio petrolero.

Comienza vendiendo, que no te de pena vender, haz tu mejor esfuerzo, siempre cuesta la primera vez, pero poco a poco irás cultivando las herramientas necesarias para ir generando ventas, y con todo tu esfuerzo y mentalidad positiva lograrás ir construyendo tu propio imperio.

El Autor de la Historia de los niños es de José Viana, autor de www.negociosdeoccidente.com

2 Comments

  1. PATRICIA CABRERA ORONA julio 30, 2014

Leave a Reply

shares